Localización
HogarRopa de lujo → Aviso para el 'online': Boohoo se desploma por devoluciones y costes de transporte

Aviso para el 'online': Boohoo se desploma por devoluciones y costes de transporte

La firma británica de venta de ropa por Internet Boohhoo se desploma hasta un 20% en la Bolsa de Londres, hasta el nivel más bajo en cinco años, después de advertir sobre el impacto en beneficios de un aumento de las devoluciones y de los costes de transporte en Estados Unidos. La firma espera ahora un margen de beneficios de entre el 6% y el 7%, frente a un rango anterior del 9% al 9,5%.

Boohoo, que también posee la marca PrettyLittleThing, también reveló una fuerte desaceleración de la demanda con un crecimiento de las ventas netas en el rango del 12% al 14%, frente a una previsión anterior del 20% al 25%. La rebaja de las perspectivas es un golpe para Boohoo, que el año pasado sufrió un notorio escándalo por las condiciones de trabajo en su cadena de suministro, ha achacado la caída de os resultados al aumento de las devoluciones en su mercado principal de Reino Unido.

Las empresas de comercio por Internet, como el rival de Boohoo Asos, se han beneficiado de las restricciones; las compra de ropa informal ante la menor movilidad producen menos devoluciones. A medida que los patrones de compra normales se han reanudado, las devoluciones han vuelto a aumentar.

Aviso para el 'online': Boohoo se desploma por devoluciones y costes de transporte

Boohoo es conocida por sus prendas para salir y de fiesta, que generalmente sufren una mayor tasa de devoluciones. Sus compradores, en su mayoría jóvenes, pueden comprar varios conjuntos para probarse ante un evento y luego solo se quedan con el que deciden usar, devolviendo el resto.

El creciente negocio de Boohoo en Estados Unidos también se ha visto de la cadena de suministro y los elevados costes de transporte. El grupo El grupo ya había advertido en septiembre, cuando rebajó sus de ventas y rentabilidad, que se estaba viendo afectado por estos gastos. Los problemas de suministro han hecho que los plazos de entrega a los clientes en EE UU asciendan hasta diez días, lo que ha hecho mella en la demanda, ya que los compradores se decantan por comerciantes con mayor velocidad de entrega.

La empresa envía así una señal de alarma sobre el posible impacto de las interrupciones de la cadena de suministro global y del aumento de los costes sobre el sector. La empresa calcula cargos adicionales por transporte de 77 millones de euros (53 por envíos y 24 por aprovisionamientos). También prevé un impacto extra de 39 millones de euros por costes de almacenamiento y a la "reestructuración de nuevas marcas".

Etiquetas: